En 2016, Edith González había anunciado que padecía cáncer de ovarios, un año más tarde con una sonrisa en el rostro, compartía que había vencido esa batalla.

Lamentablemente no fue así, el cancér volvió y esta vez no pudo vencerlo, la actriz estuvo internada en el Hospital Ángeles de Interlomas, y hoy, sus familiares decidieron desconectarla pues presentaba muerte cerebral y su petición era clara: el día que su cuerpo dependiera de aparatos, quería que la desconectaran.

¡QEPD!