El diputado federal por Morena, Edelmiro Santiago Santos Díaz, impulsa una iniciativa para reformar el artículo 228 del Código Penal Federal, con el propósito de que los médicos no puedan ser acusados de negligencia cuando la institución donde laboren carezca de la infraestructura necesaria para desempeñar su función.

De acuerdo con Santiago Santos, en México los servicios de salud generan anualmente 178 millones de consultas generales, 41 millones de alta especialidad, 27 millones de alta especialidad, 27 millones de urgencia, 1.5 millones de partos, 3.1 millones de intervenciones quirúrgicas y 4.5 millones de egresos hospitalarios.

Ante este escenario, el diputado mencionó que los médicos se enfrentan a la imposibilidad de atender a los pacientes, derivado de la falta de recursos humanos, lo que ha provocado que la cantidad de denuncias y demandas de carácter civil y administrativa, han aumentado en forma alarmante, al cuadruplicarse en los últimos diez años, lo cual ha generado que los doctores practiquen la llamada medicina defensiva; es decir, no toman decisiones de riesgo por miedo a las reclamaciones.

Con esta propuesta, también se  busca que los médicos tengan derecho a tener lugares de trabajo e instalaciones que cumplan con los instrumentos necesarios, las medidas de seguridad y de higiene.

Actualmente la iniciativa está en la Comisión de Justicia para su análisis y dictaminación.