Justicia para Ana Paola | Por Yohali Reséndiz

178

El silencio del Instituto Sonorense de la mujer, del DIF estatal, incluso de Claudia Pavlovich, Gobernadora de Sonora indigna y preocupa.

La indiferencia del feminicidio infantil de Ana Paola  de 13 años. en su propia casa, nos sacude y nos lleva a formularnos una vez más la pregunta que todos nos hacemos cuando ocurre un suceso tan doloroso, ¿los funcionarios no sienten? ¿Los funcionarios no tienen hijas, hijos, hermanas, nietas, madre? ¿Por qué tanta resistencia a asumir, a condenar, a exigir?  ONU Mujeres México, ya comparte en su twitter, su postura por el feminicidio de Ana Paola.

“Sentimos mucha rabia, nunca se exhibe a los agresores y muy grave porque no quieren aceptar que hay un tema de feminicidios que preocupa y debería ocuparse en el estado” dice una de las activistas de la organización Niñas Feministas MX, que no paró hasta armar una estrategia para visibilizar lo que le ocurrió a la adolescente.

Fue el pasado 2 de abril a las 18:04 cuando un hombre llamó a la línea del C5, una línea que atiende denuncia y emergencias ciudadanas.

¡Por favor, ayuda, mi hija, no sé qué le ha pasado!

El cuerpo de Ana Paola yacía debajo de la cama en una de las habitaciones que además estaba revuelta y destrozada de su casa ubicada en la calle Alambra en la Colonia Real del Arco en Nogales, Sonora y además había sido golpeada en varias partes, principalmente en su rostro.

Fuentes cercanas a la familia han afirmado que Ana Paola sufrió además una agresión sexual.

La versión de la madre es que mientras ella salió a surtirse de compras para continuar la cuarentena, recibió la llamada del padre de Ana Paola diciendo que Ana Paola estaba desaparecida, y refirió, según una versión extra oficial que al menos un par de hombres, entraron a robar, golpear, violar y asesinar a Ana Paola.

¿De nuevo nadie escuchó los gritos de Ana Paola, ningún vecino? ¿Por qué ocultarla bajo la cama, si al final a un “ladrón” le valdría dónde esconder a su víctima, cuando su urgencia es largarse de ahí, o no?

Señores, son mil 100 feminicidios en lo que va la administración y los feminicidios infantiles siguen al alza y no es cosa de gobiernos sino de sociedad. Ni de casos aislados, son feminicidios.

¿Qué espera la Fiscalía General de Justicia del Estado para dar certeza de que no habrá impunidad? ¿Qué más tiene que esperar la familia para saber qué ocurrió, quién lo hizo y mirar que hay un poco de justicia en este país? ¿Por ser un delito en un ambiente doméstico, es más tardada la investigación?

Los grupos defensores de los derechos de la mujer y la ciudadanía del país, externan su exigencia a la autoridad de justicia. Mantas han sido esparcidas para que se lea lo que ocurre. Para que se exponga y no se oculte en el manto de la in diferencia. En el Ayuntamiento de Nogales ha sido cubierto por una de ellas, ¿O ahora lo más fácil es pedir a los empleados retirarla?

Que se lea bien, la manta en morado y blanco dice:

#JusticiaParaAnaPaola

Los feminicidas ni el machismo NO están en cuarentena. Habría ya que considerar colgar en cada puente peatonal de este país que a las niñas y mujeres NO SE LES TOCA para violentarlas, NO SE GOLPEAN, NO SE VIOLAN Y NO SE MATAN.

Seguiremos de cerca, lo que la autoridad aporte al asesinato de una adolescente que sólo se quedó en casa, en el que se supone es el lugar más seguro para cualquiera.

¿Tienes una denuncia?

Escríbeme: periodismoatodparueba@gmail.com

¿Ya me sigues en twitter?

@yohaliresendiz