Jacob, el ‘Hachiko’ de Sonora que cada noche espera a su dueño fallecido

70

Por Andrea Yarith

Muchos de nosotros tenemos la suerte de recibir amor, fidelidad y compañía de nuestros  amigos de cuatro patas, sin duda alguna, el amor de un can puede ser tan fuerte, aunque uno ya no esté. 

Un claro ejemplo de esto, es la reciente historia que se ha viralizado en redes sociales, donde el protagonista es un perro que cada noche llega a una cantina para esperar a su dueño, pues este trabajaba en dicho lugar como guardia de seguridad, pero lamentablemente falleció hace un año y medio mientras intentaba evitar una riña callejera.

El perro bautizado como Jacob, reside en la colonia Olivares en Hermosillo, Sonora y su historia se viralizó en Facebook, gracias a la rescatista independiente Heidi Rivera, quien lo comparó con el perro japonés Hachiko, debido a su increíble parecido en cuanto a su historia en la que de igual manera, espera por años a su amo que ya había fallecido.

En una entrevista para El Universal, la rescatista Heidi explicó que Jacob, al ver que su dueño no sale de la cantina, este se regresa al lugar donde antiguamente vivía con su amo, una habitación que actualmente está demolida.

Hace un mes, Jacob fue adoptado; sin embargo, el can escapó de su nueva familia y regresó  a las calles que él consideraba su hogar, lamentablemente regresó con las patas lastimadas, por lo que se asume que durante el trayecto un automóvil lo golpeó.

Debido a este acontecimiento, los vecinos ya no lo volvieron a adoptar, pero decidieron ayudarlo de otra forma, alimentándolo con fruta y pollo. 

Amor, cuidados veterinarios y alimento no le falta”, mencionó Heidi Rivera.

Le colocan casita a Jacob

“Ya se le colocó su casita y tiene un suéter estilo jerguita; muy a la moda está Jacob,  dijo la rescatista.

Se estima que Jacob tienen una edad de 8 a 10 años, aunque aparenta más edad debido a la ausencia de algunos dientes. Actualmente está terminando su tratamiento contra  la Ehrlichia canis, una bacteria que se transmite a través de la picadura de las garrapatas y que si no se atiende puede ser mortal.

Antes de terminar la nota, es indispensable agradecer a la bella persona que ayuda a los canes que viven en la calle, como a Jacob, y estamos hablando de las rescatista independiente Heidi Rivera, quien desde hace 17 años realiza la generosa labor de rehabilitar a los perritos callejeros y dejarlos listos para que sean adoptados, pues los castra y los vacuna. 

Heidi Rivera pidió a quienes no les gustan los animales, que no los dañen, ya que ellos sienten y sufren. También invitó a la gente a ayudar y hacer la diferencia. 

“Quien mira a los ojos de un animal en apuros podrá ver todo lo que él dice sin necesidad de hablar” agregó la rescatista. 

 “Bienestar animal somos todos, y lo mismo que hago yo lo puede hacer cualquiera persona, Ayudar uno a la vez, eso hace la diferencia” 

El es Jacob es un Hachiko de la colonia Olivares, su dueño fue un un guardia de seguridad que trabajaba periférico y…

Posted by Heydi Rivera on Friday, January 3, 2020