La madrugada de este domingo la ciudad de Guadalajara tuvo una granizada histórica que llego hasta 1.5 metros de altura. Cuando los habitantes de la Zona Metropolitana Jalisciense despertaron, se encontraron con las calles llenas de hielo.

Las autoridades pusieron manos a a obra para limpiar la ciudad, mientras los pobladores intentaban recuperar sus coches.

Las principales colonias afectadas fueron: Alamo Oriente, La Capacha y Rancho Blanco.

Hasta el medio día de este domingo no se habían reportado personas lesionadas, pero autoridades hacen chequeos en la casas para conocer los daños que esto ocasionó.