Hace unos días publicamos el terrible atentando que se vivió en dos mezquitas de Nueva Zelanda, donde hasta ahora más de 50 personas han perdido la vida.

Uno de los atacantes, Brenton Tarrant de 28 años, ultraderechista australiano, transmitió en Facebook el atentado. La plataforma no lo boqueó en ese momento y fue compartido bastantes veces. Así como descargado y retransmitido.

Jacinda Ardern, primera ministra en Nueva Zelanda dijo que ellos hicieron todo lo que estuvo a su alcance para retirar las imágenes, pero al final dependía completamente de la red social. Facebook comunicó que ellos se mantuvieron en contacto para eliminar también todo el material publicado por este terrorista.

Cuando Facebook se dio cuenta, eliminaron inmediatamente su perfil.

El atacante utilizó un soporte para el pecho donde colocó la cámara que transmitió estos terribles hechos. El vídeo ya no está disponible en la red superficial de internet.