#CruzadaConNosotras: Marcha feminista contra la violencia de género

45

La directora de El Día después indicó que en México asesinan a 9 mujeres al día y más del 95% de feminicidas están libres, por lo que  México es el #1 en feminicidios, siendo el país más peligroso para las mujeres en toda América Latina.

El domingo 24 de noviembre dio inició la “Cruzada con Nosotras”, cuyo objetivo esdenunciar y visibilizar el problema de los feminicidios en el país, donde se le  pidió a la comunidad colocar o pintar una cruz rosa afuera de su casa, centro de trabajo o lugar público para luego fotografiarla y subirla a redes sociales con el hashtag #CruzadaConNosotras.

Aparte de esta acción, el día de ayer se realizó una cruz de aproximadamente 15 x 8 metros en el monumento de la Madre para visualizar la violencia de género que existe en México, pero también para acompañar a las familias de las mujeres que fueron víctimas del feminicidio.

Ixchel Cisneros  (directora del Dia Después)  ha declarado que la razón de escoger el feminicidio como segundo tema dentro de su campaña, fue porque México es el país número 1 en América Latina en feminicidios, donde más del 95% de los perpetuadores de los feminicidios aún están libres, y solo el 5% están pagando su delito.

En esta campaña también se unió el actor Diego Luna y se sumó al grito de la justicia, quien invitó  a dejar a un lado la indiferencia y acabar con el “monstruo” que está viviendo el país, también invitó a la ciudadanía a no normalizar los niveles de violencia que existen en este país y admiro el valor y fortaleza de las mujeres que siguen luchando.

-“No puede ser que seamos el país más peligroso para una mujer en América Latina y que no estemos haciendo algo. No quiero vivir en el país donde las mujeres no pueden ser quién quieren ser en plena libertad y me sumo a su grito de justicia”- dijo Diego Luna.

El objetivo de la campaña #CruzadaConNosotras es visibilizar la cadena de violencia que las mujeres enfrentan día a día en México que va desde el acoso hasta la violencia laboral, la violencia sexual, la violencia económica y más, también a invitar a la gente a observar sus propias acciones y ver cómo contribuyen a los niveles de violencia en contra de las mujeres y  ver qué acciones se pueden modificar o cambiar para contribuir y decir “A mí me importa” y unirse al cambio para la seguridad de las mujeres y tenderle la mano a quien lo necesita.

 Con información de Andrea Yarith.