En Tehuacán, Puebla, una niña de 4 años murió al ser atacada por un perro pitbull. La menor se encontraba en su domicilio a cargo de unos vecinos (dueños del perro), mientras sus papás trabajaban.

Cerca de las 13:00 horas, vecinos del fraccionamiento Mayorazgo escucharon los gritos de la niña, por lo que acudieron a auxiliarla. Para cuando las unidades llegaron, la niña ya no tenía signos vitales.

Elementos de Protección Civil trasladarían al perro al centro de bienestar animal, pero el can murió antes de que pudiera llegar a su destino.

La casa quedó acordonada por elementos de la Policía Municipal.

Vecinos del fraccionamiento expusieron su preocupación por la situación debido a que los dueños de este can, tienen otros dos perros que son agresivos y constantemente intentan atacar a los transeúntes.