VÍDEO | Captan al animal más largo jamás registrado en el Océano Índico

186

Durante una expedición, científicos del Museo de Australia Occidental a bordo del Schmidt Ocean Institute descubrieron al animal más largo que se haya visto anteriormente: un sifonóforo estimado de 150 pies (45 metros) de largo en función de su diámetro.

El increíble hallazgo fue descubierto durante una expedición científica que duró alrededor de un mes, la cual se dedicó a explorar los cañones submarinos cerca de Ningaloo, en el Océano Índico. 

Además de este fascinante hallazgo, investigadores del Museo de Australia Occidental descubrieron 30 nuevas especies submarinas a bordo del buque de investigación Falkor del del Schmidt Ocean Institute.

Atreves de sus redes sociales, el instituto ha compartido un videoclip que muestra a lo que se especula, a partir de ahora, podría ser el animal más largo del mundo.

“Sospechábamos que estas áreas de aguas profundas serían diversas, pero nos sorprendió la importancia de lo que hemos visto”, dijo Wilson en un comunicado.

El sifonóforo es una especie conocida por sus cuerdas gelatinosas que pueden crecer de 100 a 150 pies de largo, lo que las convierte en algunas de las criaturas más largas del planeta. Pero, en lugar de crecer como un solo cuerpo como prácticamente cualquier otro animal, los sifonóforos se clonan a sí mismos miles de veces en más de media docena de diferentes tipos de células clonadas especializadas, todas unidas para trabajar en equipo.

Durante la exploración, los científicos recolectaron los primeros hidroides gigantes en Australia, descubrieron grandes comunidades de esponjas de vidrio en Cape Range Canyon y observaron por primera vez en Australia Occidental el calamar pulpo bioluminiscente de Taning, el pepino de cola larga y varias otras especies de moluscos, percebes y langostas. Algunas de las especies recolectadas se exhibirán en el Museo de Australia Occidental.

La expedición es parte de la iniciativa de un año de Schmidt Ocean Institute en Australia y el Pacífico para llevar a cabo una serie de expediciones de ciencia e ingeniería con equipos de científicos e investigadores de todo el mundo. Usando el robot subacuático SuBastian, los científicos por primera vez pueden explorar cañones y arrecifes de coral en aguas profundas en Australia que nunca antes se habían visto.

Con información de Andrea Yarith.