China abre su feria anual de carne de perro pese a rebrote de COVID-19

2423

Por Andrea Yarith


Algunos expertos creen que el COVID-19 se originó en el mercado de Wuhan, donde se comerciaba vida silvestre. Por ello, el gobierno de China está redactando nuevas leyes para prohibir el comercio de vida animal y proteger a las mascotas. Sin embargo, este año se volvió a realizar el festival de carne de perro.

La feria de la carne de perro es un evento que se celebra cada año desde 2009 en Yulin, provincia de Guangxi, y tiene una duración de diez días en donde miles de residentes y comerciantes de toda China viajan a la ciudad norteña para adquirir o vender perros y gatos.

Se estima que 15,000 perros y gatos serán torturados, asesinados y cocinados durante el festival. 

Los organizadores del evento han sido acusados ​​de arrebatar a miles de perros y gatos de las calles para meterlos en jaulas y cargarlos en camiones para llevarlos al festival.

Al respecto, el régimen lanzó una campaña para evitar su realización y Humane International Society, pidió al gobierno a detener el festival después de que los activistas rescataron a 10 cachorros que se vendían en un mercado fuera de Yulin.

“No podía creer que estos cachorros amistosos e inocentes fueran asesinados por comida si no hubiéramos estado allí por casualidad, y no puedo creer que alguien quisiera comer a estos adorables pequeños”, Jennifer Chen, un activista con el grupo dijo.

Pese a las protestas de los activistas a favor de la vida animal, el festival ya está en marcha y miles de personas se han acercado a comprar la carne.

El régimen asegura que está elaborando nuevas leyes para prohibir el comercio de vida silvestre y proteger a las mascotas, y los activistas esperan que este año sea la última vez que se celebre el festival.