Colegio Justo Sierra no se ha responsabilizando por una alumna que perdió una pierna en su autobús escolar.

137

Hola, mi nombre es Natalia Hale, escribo este mensaje, porque por más de 7 meses he intentado ser fuerte y paciente, pero empiezo a desilusionarme. El 10 de mayo cumplo 8 meses de haber sufrido un accidente muy fuerte cuando viajaba en el autobús del Colegio JUSTO SIERRA, de San Mateo. Perdí una pierna; me reconstruyeron un hombro y la oreja izquierda; tuve fractura de fémur derecho, y diversas heridas graves, en la cabeza y el resto de mi cuerpo. Afortunadamente, mis papás me tenían registrada en el Seguro Social, de otra forma, mi familia no hubiera podido pagar todas las cirugías que me han practicado, ni la atención médica que he recibido, y que continúo necesitando (incluso está pendiente todavía otra cirugía de hombro). Cuando regresé a mi casa, después de estar tres semanas en terapia intensiva y una semana hospitalizada, lo único que quería era dar gracias a Dios por haber sobrevivido, y a todas las personas que estuvieron rezando por mí, y me apoyaron. Yo estaba confiada y segura de que los responsables del accidente iban a actuar con honestidad y humanidad, y que ayudarían a mi familia. El Colegio JUSTO SIERRA al principio, prometió que no me iba a hacer falta nada, que contara con ellos y que me apoyarían en todo. Hoy, a casi 8 meses del accidente, estoy muy triste, pues me doy cuenta de que no les interesa ayudarme como ofrecieron, incluso su abogado me dijo que ellos no son responsables de nada. Hasta hoy, los gastos médicos han sido cubiertos en su totalidad por el Seguro. El colegio no se ha hecho cargo de ningún gasto médico, se han ahorrado varios millones de pesos que les tocaba pagar, la única ayuda que he recibido es una prótesis que me durará 6 años, pero yo pienso, después qué?…Por esto, le pido al Colegio JUSTO SIERRA, que responda a mi solicitud de ayuda, que se pongan en mi lugar y me comprendan, y que si ahora me tocó a mí esta terrible situación, lo mismo le podría pasar a cualquiera de los alumnos que viajan en el transporte del colegio, pues la llegada de los autobuses que se quedan parados enfilados sobre el acotamiento para entrar a las instalaciones de la escuela, los ponen en un grave riesgo todos los días. Los seguros ya toparon su póliza, que lamentablemente era muy baja, y no se ha podido cobrar, es ahora el Colegio Justo Sierra el que falta de brindarnos el apoyo que en un principio, tanto nos ofrecieron. No todo es color de rosa como lo pintan en sus publicaciones.
Gracias. Por favor compartan.